LA HISTORIA DE NUESTRO SEPARADOR DE ORINA

orina para baños secos¿Te has preguntado cómo llegamos a desarrollar nuestro separador de orina para baños secos? Esta es nuestra historia…

Como todas las buenas historias, esta empieza como una historia de amor. Suzanne y yo nos estábamos preparando para casarnos en nuestra casa, una granja perdida en las lejanas montañas del oeste de Gales. Siempre hay mucho que organizar para una boda, pero nuestra principal preocupación era que habiendo invitado a 100 personas solo teníamos un baño de agua corriente que se alimentaba de un pequeño arroyo cercano. Era pleno verano. Necesitábamos más baños y necesitábamos el agua del arroyo para beber (sí, incluso en Gales, con toda su humedad ¡se puede acabar el agua!). Siendo los dos, personas preocupadas por el medio ambiente y trabajando ambos en Centre for Alternative Technology (el centro de ecología más grande de europa), el baño seco era obviamente la solución que necesitábamos.

orina para baños secos¡Así que nos pusimos manos a la obra a planear tartas de boda, vestidos y baños secos! Tuvimos la ayuda de un amigo que tiene experiencia en construir baños secos a partir de cubos de basura para el Climate Protest Camp en el Reino Unido. Juntos construimos un baño a partir de materiales sobrantes que andaban por ahí (soy carpintero de profesión – echa un vistazo a Free Range Designs – ¡por lo que en general siempre tengo a mano montones de madera y serrín!). Para separar la orina compramos un separador de orina de la marca Separette que funcionaba bien pero tendía a atascarse con facilidad.

El gran día llegó y tuvimos una ceremonia preciosa con toda nuestra familia y amigos, quienes hicieron buen uso del nuevo baño seco. A la vuelta de la luna de miel publicamos las fotos de nuestro baño seco en la web de Free Range Designs ofreciendo baños secos como producto a la venta. Poca idea teníamos por aquel entonces de en qué nos estábamos embarcando. Un par de meses más tarde nos pidieron que construyéramos dos baños secos para una zona de acampada en Hay-on-Wye. Diseñamos un modelo más eficiente que se pudiera desmontar antes de su transporte en varias piezas básicas para después montarse en su destino sin excesivas complicaciones en el transcurso de un día.

Todo iba bien hasta que intentamos encargar los separadores de orina. El distribuidor al que encargamos la primera ve había desaparecido. ¡Buscamos por toda la red pero nada! A solo un par de semanas de tener que mandar los baños a su destino, un amigo ingeniero sugirió que moldeáramos al vacío nuestro propio separador. Empezamos a informarnos acerca del proceso y acabamos montando un sistema básico de formación al vacío en casa para producir nuestros separadores de plástico.

Finalmente pudimos montar los dos baños secos sin problema y con nuestro propio separador de orina. Los clientes quedaron contentos con ambos prototipos, actualmente llamados Gypsy Caravan Compost Toilet y Bog Standard Compost Toilet.

SEPARADOR DE ORINA

Como todas las buenas ideas, pensamos que esta merecía ser compartida, así que empezamos a vender separadores de orina a través de nuestra web. Probablemente sea la razón por la cual estás leyendo esto.

¡Gracias por interesarte en nuestra historia!

Paul y Suzanne

Visita más creaciones nuestras en www.freerangedesigns.co.uk

This entry was posted in Uncategorized. Bookmark the permalink.